Mantas y cubrecamas

(134)

Regálate una manta para esos momentos acogedores. Delante de la tele o con un buen libro, envuélvete en una manta de piel de imitación y utilízala como cubrecamas o en el sofá. También puedes optar por una manta más ligera para las noches de verano. En tu habitación, completa tu nidito con una colcha, un cubrecamas o un sobrecamas acolchado a juego con tu ropa de cama para conseguir una decoración en armonía.

Page 1
Mostrar más productos