Alargamos los plazos de devolución hasta el 31/01/2022 para todas tus compras realizadas antes de Navidad

Filtros

Filtrar por

13 productos
Has visto 13 productos de 13

Alfombras de actividades

Una alfombra de actividades para bebé es un espacio de juego y de descubrimiento. Gracias a los colores, los pequeños personajes que cuelgan y su cómoda superficie, puede acompañar al niño desde las primeras semanas. 

Alfombra de actividades para bebé: un espacio de juego desde el nacimiento

A las pocas semanas del nacimiento, el bebé empieza a distinguir colores. Tumbado boca arriba sobre su alfombra de actividades para bebé, podrá empezar a descubrir el pequeño mundo que tiene al alcance de la mano. Con el paso del tiempo, se irán desarrollando sus sentidos y se animará a descubrir y experimentar. Irá estirando sus deditos hacia el arco de su alfombra de actividades y percibirá diferentes texturas. Esto despertará su curiosidad.

Descubrir y estimular los sentidos del niño

Aquí entran en juego todos los sentidos del bebé. Una alfombra de actividades para bebé niña o niño es el elemento perfecto para que tu pequeño se familiarice con su entorno mientras se divierte. Así, podrá descubrir no solo los colores, sino también los sonidos y las texturas, todo ello mientras está tumbado cómodamente sobre una superficie acolchada y lavable. Entre los 6 y los 8 meses, cuando sea capaz de darse la vuelta y de incorporarse, al niño le encantará explorar su zona de juegos. De esta manera, la alfombra de juegos para bebé se convierte en un espacio de diversión muy seguro. En ella podrá coger los juguetes y pequeños personajes que vea y, sobre todo, desarrollar su imaginación y maravillarse con todo lo que le rodea. 

Y, cuando tu hijo crezca, ofrece una segunda vida a la alfombra de actividades dejándola en un punto de recogida. De esta manera, podrá ser reutilizada y otro niño podrá disfrutar de ella. Maisons du Monde se compromete a limitar el consumo excesivo y a participar en una economía social y solidaria.